Una hija no es un hijo

Fragmento de Una hija no es un hijo, de Wiebke von Thadden.
“Pero ¿y si no tenía ningún hijo? En primer lugar, el padre, como todos los padres de Grecia y posteriormente también en Roma, estaba autorizado a limitar el número de sus hijas y de su descendencia en general, aceptando sólo algunas y deshaciéndose de las otras inmediatamente después de nacer, o sea, ordenando su sacrificio en un lugar prefijado. Sin embargo, esto no sólo era una práctica espantosa, sino también un arma de doble filo, pues nadie podía asegurarle que luego nacería un hijo o que las hijas escogidas sobrevivirían. Y sin al menos una hija, ni siquiera podría tener nietos.”

Anuncios

Deja un comentario cronopio amarillo

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Mafalda:

"¿No será acaso que esta vida moderna está teniendo más de moderna que de vida?

John Lenon:

"La vida es aquello que te va sucediendo mientras tú te empeñas en hacer otros planes"

Blog Stats

  • 138,746 hits
A %d blogueros les gusta esto: